CAUSAS EMOCIONALES DE LA GRIPE

Acaba de llegar el invierno y parece que automáticamente viene a nuestra mente los resfriados, catarros y la visita de la temible gripe!!!

Seguro que te ha pasado estos últimos días, que allá donde estés, en el trabajo, con los amigos, en el supermercado, en las noticias, no paras oír hablar que alguien está con la gripe y se te enciende una alarma para no caer en esa lista que forma ya una epidemia.

Está claro que todos deseamos gozar de buena salud y no caer enfermo. Vemos anuncios de remedios anti gripales por todas partes y vamos desesperados al médico buscando soluciones y “píldoras milagrosas” que nos devuelvan la salud lo más rápido posible sin más.

Más allá de los inconvenientes de estar enfermos, hay que ser conscientes que, enfermar es un proceso de limpiar y sanar nuestro organismo. Como responsables de nuestro cuerpo, es nuestro deber aceptarlo y acompañarlo en ese proceso y escucharlo para saber el mensaje que nos quiere dar. Síntomas como la congestión, la mucosidad, la fiebre, la tos, etc son señales para decirnos que tenemos que parar, escucharnos y mimarnos. Y sobretodo, dejar que el cuerpo se exprese, que salga todo y no taparlo con más químicos y tóxicos.

Si te paras a pensar, te darás cuenta que después de las fiestas Navideñas es cuando más casos de gripe hay. La explicación es sencilla; porque el cuerpo necesita realizar una limpieza de toxinas, de excesos, de congestión de relaciones familiares, de estrés, etc. Nuestro organismo se satura y se manifiesta enfermando para ser atendido y reseteado. Por ese motivo siempre es conveniente la realización de un Programa Detox después de la fiestas y limpiar el organismo para fortalecerlo.

Nuestro cuerpo no solamente se alimenta de comida. El cuerpo se alimenta de lo comes, de lo que piensas, de lo que sientes y de todo aquello que haces. Todo es uno, somos lo que comemos, lo que pensamos, lo que sentimos y lo que hacemos. Desde un punto de vista holístico, todo está relacionado, así que, cuando está en desequilibrio nos da un toque de atención para ser revisado. En muchas ocasiones, utilizo el símil de que somos como un coche. Nuestro cuerpo es la carrocería y nuestro organismo es el mecanismo que se encarga de que todo funcione correctamente. Cuando algo se desequilibra, automáticamente vemos aparecer una “luz de color roja” en la pantalla de nuestro automóvil que nos indica que tenemos que parar y revisar.

La gripe se trata de un estado vinculado con un virus que causa fiebre, escalofríos, dolores de cabeza, dolores musculares, estornudos, problemas respiratorios, etc. La gripe, que afecta nuestro cuerpo de forma más violenta que un resfriado, puede obligarnos a guardar cama durante cierto periodo de tiempo.

Al ser la gripe una enfermedad infecciosa y que se relaciona con la ira… podemos preguntarnos ¿contra quién o quienes hemos tomado tirria u ojeriza, expresión que significa: contra quién estoy yo enfadado?

Estos síntomas, que se manifiestan muy particularmente, nos indican lo que estamos viviendo en el momento: la fiebre está vinculada a la ira, los estornudos con la crítica, quizás al hecho de querer sacarse a alguien de encima o una situación, etc.

Frecuentemente se trata de una situación conflictiva en el plano familiar: “Se dijo algo o se vivió una situación que -no puedo tragar- porque algunas normas o límites estuvieron transgredidos”.

Muchos casos de gripe se pueden atribuir a creencias arraigadas en la sociedad y a el miedo también, como por ejemplo : “Hizo tanto frío hoy, que estoy seguro que voy a pillar la gripe!”…¿Necesito reposo?… ¿Me obligo a guardar cama para no enfrentarme a mis responsabilidades en el trabajo o la familia, etc?

La gripe también puede nacer después de una situación en la cual vivimos una gran decepción, un gran disgusto o frustración que nos lleva a querer dejar de sentir lo que sucede alrededor de nosotros mismos (nariz congestionada) y que conlleva a llevar una respiración más difícil. Muchas veces quizás tengo interés en expresar mis emociones y dejar correr mis lágrimas para descongestionar todo mi cuerpo y que se restablezca la armonía.

SIGNIFICADO SÍNTOMAS

ESTORNUDOS

El estornudo está causado por la excitación o el cosquilleo de las paredes interiores de las ventanas de la nariz, lo cual provoca la expulsión brusca y simultánea de aire por la nariz y por la boca. Estornudar significa que algo o alguien me molesta. Miro lo que estoy haciendo y quién está conmigo. ¿Qué es lo que me indispone, la situación o la persona? ¿Estoy criticando a alguien o criticándome a mí mismo?

Inconscientemente, siento la necesidad de salirme de cierta situación , apartarme de una persona ¿Qué es lo que quiero expulsar de mi vida? ¿De quién o de qué quiero yo deshacerme?

FIEBRE

Cuando la temperatura de nuestro cuerpo se eleva a más de 37º C, tenemos fiebre. La fiebre es sintomática de emociones que se queman. Estas emociones se transforman en ira contra mí y los demás, o contra un suceso. Invade nuestro cuerpo entero ¿Por qué necesito yo ir hasta este extremo? Es nuestro modo de querer compensar nuestra falta de reposo y recibir más amor y atención? ¿Necesito este parón para adaptarme a una realidad que cambia muy rápidamente?

Generalmente, se trata de una “emoción quemadora” que surge o bien de la vida que se vuelve “demasiado caliente” para tratar y que toma la forma de una ira intensa o de una indignación o de una decepción o de ciertas inquietudes. En el caso de los niños, la fiebre repentina puede relacionarse con conflictos interiores, rabia, o una herida reprimida. Los niños no tienen la capacidad de comprender mentalmente las emociones y las expresan a través del cuerpo.

RESPIRACIÓN

Las dificultades a nivel respiratorio denotan un conflicto entre el lugar que ocupo en la vida y el que me gustaría ocupar. Esto puede ser también un conflicto entre mis deseos materiales y espirituales, o quizás de un conflicto entre mi deseo de vivir y el de “dejarlo todo”. Puedo sentirme ahogado por las cosas que me obligo a hacer o por las personas que me siento obligado a encontrar. Además, si mis dificultades respiratorias son cíclicas, debo preguntarme cuál es el acontecimiento o cuál es la persona que activa estos síntomas.

Hacer el ejercicio de interiorizar y de escucharnos con amor, formará parte del proceso de limpiar y sanar nuestro organismo.

Fuente: El gran diccionario de las dolencias y enfermedades, J. Martel.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.